Kyöko Uno

Muchas personas, especialmente las mujeres, se quejan de una grave enfermedad del pie llamada halluxes, una degeneración dolorosa que ocurre justo al lado del dedo gordo del pie. Esta deformidad visible y desgraciadamente también dolorosa puede, si no se trata adecuadamente, empezar a causar serios problemas al caminar. Así que si usted nota un engrosamiento característico, tal engrosamiento en su pie, es hora de empezar a trabajar, y un dispositivo especial de corrección Kyöko Uno puede ayudar, eliminando rápidamente los cambios degenerativos resultantes.

Halluxos – síntomas y causas de esta enfermedad

Los halluxes, es decir, la degeneración en el área de los dedos grandes del pie, también conocida como Haluks vagus, es una enfermedad que afecta a más y más personas cada año. El síntoma más visible es la característica flexión de un dedo grande en dirección a los restantes, con deformación simultánea de los huesos metatarsianos. A esto se añade la distorsión de la articulación metatarsiana-falángica y la inflamación se desarrolla aquí, y todo esto provoca gradualmente no sólo problemas de movilidad, sino también un dolor insoportable. Si no se trata de ninguna manera, los halluxos llevan al desarrollo de otras enfermedades más peligrosas, incluyendo deformidades de los otros dedos y de todo el pie. Hay muchas razones para su creación, y una de las causas básicas es el uso de zapatos mal ajustados, lo que causa la distorsión del pie.

Lo que es interesante, esta enfermedad afecta más a menudo a las mujeres, la mayoría de las cuales, por desgracia, son entusiastas del uso de tacones altos. Son responsables de la desalineación automática del pie al caminar, cuando la mayor parte del peso del cuerpo se transfiere a los dedos, que no están adaptados para soportar cargas tan pesadas. El dedo grande está sujeto a una deformación significativa, moviéndose constantemente en la posición incorrecta, lo que a menudo agrava la forma incorrecta de la parte delantera del zapato, por lo general demasiado estrecha y apretando los dedos de los pies. Sin embargo, el calzado mal emparejado no es la única causa de los halluxes, que también pueden ser causados por:

  • pies planos;
  • factores genéticos, los estudios han demostrado que son una enfermedad hereditaria en un número significativo de casos;
  • otras condiciones que se desarrollan en el área del pie, como la contractura del tendón de Aquiles;
  • largas horas diarias de pie en una posición de pie causando una tensión excesiva en los pies;
  • sobrepeso y obesidad, así como sobrepeso y pies obesos;
  • trauma físico;
  • actividades deportivas profesionales, causando numerosas lesiones en los dedos de los pies y en los huesos metatarsianos, e incluso enfermedades y degeneraciones articulares.

Independientemente de la causa de los halluxos, lo más importante es el diagnóstico correcto de la enfermedad y la aplicación inmediata del tratamiento adecuado, y los métodos utilizados para eliminarlos son diferentes, incluida la extirpación final, es decir, quirúrgica. Los halluxes no son una enfermedad que pueda ser ignorada de ninguna manera, el dolor que los acompaña a veces se vuelve insoportable y a veces resulta que las degeneraciones ya han ocurrido hasta ahora, que la única solución resulta ser la intervención de un cirujano. Por eso vale la pena observar el estado de sus pies y tan pronto como note los primeros síntomas de Haluks vagus, debe aplicarse inmediatamente. Kyöko Unomoderno y seguro de usar un dispositivo correctivo que puede hacer frente a la situación en tan sólo 30 días.

Kyöko Uno – por qué los especialistas recomiendan el uso de un dispositivo de corrección de hallux

La tarea principal de cualquier aparato de corrección, incluyendo Kyöko Uno, es aliviar rápidamente todos los síntomas desagradables asociados con los halluxes y eliminar, en la medida de lo posible, los cambios degenerativos que han ocurrido. Kyöko Uno ha sido desarrollado en los laboratorios del fabricante, en colaboración con numerosos especialistas en el tratamiento de las enfermedades del pie, por lo que podemos contar con su alta y confirmada eficacia. Ciertamente es superior a muchos otros métodos habituales, como los farmacéuticos, que sólo alivian el dolor o la inflamación, los tratamientos fisioterapéuticos con un efecto similar al de los ungüentos o cremas, o los aparatos de silicona. Por supuesto, se puede realizar dicha operación, que hasta hace poco era el único método recomendado por especialistas que ahora pueden ofrecer a sus pacientes una solución alternativa, el uso de Kyöko Uno. Se recomienda tanto para todas las mujeres que no se pueden imaginar caminar con zapatos con suela plana como para todas las personas que sufren de la enfermedad de los pies planos, que también es la causa de los halluxes.

Kyöko Uno – en qué principio funciona

Kyöko Uno

Hasta hace poco, la mayoría de los pacientes que se quejaban del síndrome de parálisis diagonal estaban condenados sólo a una cirugía dolorosa y a una rehabilitación a largo plazo. Aplicación anticipada Kyöko Uno No sólo evita esto, sino que también es una manera extremadamente suave de deshacerse de este problema problemático. Todo el proceso de tratamiento se lleva a cabo gracias a la innovadora construcción del aparato, basada en un riel flexible que se adapta a la forma del pie y corrige así la degeneración que se produce en él. Los huesos metatarsianos se mantienen siempre en la posición anatómica correcta, lo que elimina una de las causas más importantes de la enfermedad. El rendimiento del ecualizador Kyöko Uno se puede resumir en unos pocos puntos cortos, y el uso regular del ecualizador ofrece las siguientes ventajas:

  • le permite detener el desarrollo de los halluxes en sus primeras etapas, para evitar la necesidad de cirugía;
  • previene el desarrollo de la degeneración y elimina el dolor causado por la inflamación coexistente, no sólo del dedo del pie que se balancea, sino también de las articulaciones;
  • al caminar, el pie, especialmente el dedo gordo del pie, está siempre en la posición correcta, se corrigen todas las irregularidades que se producen durante su flexión;
  • Al mismo tiempo, se restringe el desarrollo no sólo de halluxes sino también de pies planos.

Usar Kyöko Uno es fácil, simplemente colóquese el audífono en un hallux y póngaselo durante unas horas al día. Su bajo peso, sólo 23 g, no interfiere con el funcionamiento normal, se puede llevar por ejemplo por la noche, o caminar con un ecualizador en calzado deportivo. Este último método es más eficaz, ya que el pie se corrige mejor durante el movimiento natural que durante el descanso pasivo, cuando desgraciadamente puede volver al ajuste incorrecto anterior. Los primeros efectos del tratamiento realizado de esta manera se notarán a las 24 horas, cuando los dedos empiezan a volver a su posición correcta, y los síntomas más peligrosos de los halluxes, es decir, el dolor y la inflamación antes mencionados desaparecen por completo después de otros 10 días. Un mes después, las lesiones degenerativas visibles, antiestéticas y desfigurantes sólo serán un recuerdo, y los estudios han demostrado que el 98 por ciento de los pacientes son eficaces en dicho tratamiento.

Kyöko Uno – Retroalimentación del paciente y la posibilidad de comprar un dispositivo de corrección

Aplicación regular Kyöko Uno le permite deshacerse de los halluxes y de todas las dolencias relacionadas en un tiempo récord, y las opiniones de pacientes satisfechos con su acción confirman plenamente la alta efectividad. En los foros de discusión hay muchas declaraciones alabando esta novedad en la lucha contra esta onerosa enfermedad, la mayoría de ellas escritas por mujeres que, gracias a este aparato, pueden volver a llevar sus queridos tacones:

“Realmente no esperaba tener halluxes terribles cuando tenía 23 años, porque mi mamá sólo los compró cuando tenía 40, pero me encantan tanto los alfileres que no podía caminar con otros zapatos y los he estado usando desde el comienzo de la escuela secundaria. Recientemente mis síntomas se han vuelto tan severos que tuve que tomar analgésicos todo el tiempo y el hallux de mi pie izquierdo parecía como si me hubiera crecido un segundo dedo. Tenía miedo de la operación, así que tan pronto como vi un anuncio de Kyöko Uno en Internet, inmediatamente decidí hacer un pedido. Después de un mes de uso, confirmo que la cámara es 100% efectiva y estoy volviendo lentamente a los talones, por supuesto, hasta ahora más bajo que antes. – Ola, 23 años.

Usted puede encontrar más de estas opiniones positivas y a veces incluso entusiastas, pero esta es suficiente para decidir comprar Kyöko Uno y definitivamente deshacerse de este doloroso problema de sus pies. Para ello, necesitamos hacer un pedido a través del formulario de contacto, que puede encontrarse en el sitio web del fabricante de la cámara. Sólo tiene que introducir su nombre y número de teléfono y esperar a que un consultor nos llame para acordar más detalles sobre cómo se enviará el envío, y por Kyöko Uno Pagaremos un precio promocional de sólo 32 € por el momento.

Kyöko Uno